Canon PowerShot SX1 IS

Se trata de una de las cámaras digitales compactas más potentes del mercado, convirtiéndose en una cámara semi-profesional y no siendo del tipo réflex por meras diferencias.

Empezando por un diseño curveado, bastante novedoso y joven, la PowerShot SX1 IS es un modelo que ofrece características de última tecnología, como un sensor CMOS y grabación de vídeo en FullHD, a un precio bastante razonable.

Lo más destacable es el hecho de dejar de lado una lente CCD para pasar a un sensor CMOS de 10 MP, lo que nos otorgará imágenes con un gran nivel de definición. El mismo posee un zoom óptico de 20x, permitiendo obtener un alcance realmente increíble sin perder calidad en la imagen final. Además, gracias al procesador DIGIC 4, incluido también en las cámaras de tecnología réflex, este modelo permite capturar hasta 4 imágenes por segundo, obteniendo así una mayor variedad para eliminar después las que menos nos gusten o no nos vayan a ser útiles.

La grabación de vídeos en FullHD es otro punto fuerte de este modelo, ya que junto con la conexión HDMI nos dan un soporte más que amplio para la reproducción de vídeos en alta definición, si contamos con un LCD que soporte 1080p de resolución, claro está.

Sin embargo, la duración de los mismos se verá algo limitada, ya que sólo contaremos con hasta un máximo de 4 GB a través de una tarjeta de memoria SD para almacenar los vídeos que grabemos, un tope bastante bajo en relación a la calidad de los mismos y el espacio de almacenamiento que utiliza una tecnología como lo es FullHD.

La pantalla LCD posee un tamaño de 2,8” con formato widescreen 16:9 y un amplio ángulo de visión. Se echa en falta capaz una pantalla un poco más amplia, ya que un equipo de estas características, o inclusive otros más económicos, utilizan pantallas de 3” en adelante.

Como casi todas las cámaras de esta gama, posee estabilizador de imagen y la función para la ‘Detección de rostros’, aunque no vale la pena dar mucho detalle de ellas, siendo casi en la actualidad funcionalidades básicas inclusive para cámaras de bajo costo para su adquisición.

Estamos frente a la única cámara digital compacta que ofrece en la actualidad Canon que incluye un sensor CMOS y grabación de vídeo en FullHD, es decir, bondades que sólo encontraríamos en cámaras réflex totalmente profesionales.

Lo mejor de todo, es que su precio apenas se eleva por los U$S700, un valor más que aceptable teniendo en cuenta, más que nada su diseño y las dos características antes mencionadas.

Comparte esta nota, y ayuda a difundirla